Hijos de Bose nunca lo acompañarán en giras

El cantante declaró que no saldrán con él de tour, ya que necesitan estabilidad y rutina en sus vidas.

Los Ángeles, Estados Unidos

Fuente: BangShowbiz

Tras convertirse en padre de gemelos por partida doble, Miguel Bosé fijó su residencia en Panamá junto a sus hijos Diego y Tadeo, de seis años, y Telmo e Ivo, de cinco, para criarlos lejos de la prensa y el ojo público.

A diferencia de los mellizos de Ricky Martin, que son ya viajeros experimentados, los niños del intérprete de Bambú no acompañan al famoso cantante en sus giras, ya que considera que lo más importante es que gocen de estabilidad.

"No, los hijos se quedan en casa. Creo que los niños necesitan orden: se levantan, van al colegio, deberes, juegos, clases… Todo eso tiene que tener un orden, una casa, un punto fijo", explicó en un panel organizado por Billboard en la ciudad de Miami.

La estrella de la música aprovechó el encuentro con los medios de comunicación para nuevamente justificar su deseo de formar una familia pasados los 50 años de edad, recurriendo al sentido del humor y metáforas sobre el irremediable paso del tiempo.

"Como los hombres no podemos hacer dos cosas bien al mismo tiempo, dije, hago primero mi carrera y luego mi familia. Pero además cuando hice mi familia, como me pilló tarde, dije… Si hago un jardín, planto ya los árboles crecidos, porque sino no me va a dar tiempo a verlos crecer. Así que dije, cuatro, porque si empiezo con uno, luego otro, otro, otro… el último me va a llegar con 85 años y va a ser más un nieto que un hijo. Así que decidí tener cuatro, siempre quise tener una gran familia", bromeó.

Comenta ahora