Prince Royce busca empoderar a la mujer

A través de la música, el bachatero quiere ayudar a las féminas a tomar decisiones en su vida.

Ciudad de México, México

Fuente: Excélsior

Prince Royce tiene muy claro que la mayor parte de su público es femenino y es a ellas a quienes dedica temas como El Clavo, una canción que invita a las mujeres a empoderarse y tomar decisiones importantes sobre su vida.

“En general, estamos viviendo momentos muy raros en todo, en la política, en lo social, en las redes sociales, en la vida de las personas con el bullying, vemos lo que está pasando con las mujeres y todas las denuncias de acoso o abuso sexual en el trabajo; mucha gente tiene la mala interpretación de que si una canción es urbana va a tratar de mujeres y sexo, pero no es así. Un género no determina el contenido de una canción.

“Mi público es mayormente femenino y siempre tengo en mi mente el pensamiento de cómo ser parte de lo que la gente quiere escuchar, pero sin perder mi esencia y con El Clavo fue una forma de encontrarlo. El mensaje no es algo que haya vivido, pero es algo que vemos todos los días en las noticias, mucha gente o muchas chicas a veces to­man decisiones equivocadas de quedarse con parejas que las maltratan de forma física o mental, las razones pueden ser diversas, pero en una relación cuando las cosas ya no funcionan es mejor terminarlas. La canción tiene ese mensaje, empoderar a la mujer cuando una relación ya no funciona y decir ya basta”, comentó Royce en entrevista con el diario Excélsior.

Desde Miami, Florida, el intérprete de Darte un Beso declaró que está contagiado por la fiebre mundialista y aprovechó el momento para lanzar 90 minutos (Futbol Mode), a lado de ChocQuibTown.

“90 minutos celebrando el futbol, celebrando la Copa Mundial, es un deporte con mucha pasión y amor, es increíble la pasión de la gente y para mí fue un honor poder escribir esta canción porque se trata de deporte, conjunté romanticismo y pasión, fue muy interesante hacerla y grabar el video. En República Dominicana y Nueva York no se juega tanto el futbol, es más común el basquetbol y el béisbol, pero heredé de la cultura mexicana de la familia de mi novia y desde hace ocho años veo los partidos y he aprendido poco a poco.

“Este año mi nueva meta es tomar clases y aprender un poco a jugar con la bola. El Pibe me inspiró mucho a to­mar esta decisión, nunca había intentado el soccer y antes del video tomé un poco clases para poder salir ahí, fue un honor tener a alguien así tan grande y que me guiara, es una persona increíble, súper sencillo. Me parece admira­ble lo que hacen los jugadores de futbol y la manera en la que manejan la presión de repre­sentar un país”, concluyó.

Comenta ahora